¿Qué es el suelo cemento?

¿Qué es el suelo cemento?

El suelo cemento es uno de los materiales que más se están usando durante los últimos años para crear las capas de los pavimentos en las carreteras que atraviesan los países. Con este método se consigue poder utilizar diferentes tipos de suelo evitando la sobreexplotación de los yacimientos. De esta manera, se consigue reducir las tracciones en las capas bituminosas superiores y también se consigue reducir las deformaciones en la explanada.

El suelo cemento es un material que aporta estabilidad, resistencia y, además, es perdurable en el tiempo. Se adapta perfectamente al terreno sin generar polvo y cumple con la normativa PG3 que es la que ordena las normas de la construcción de las carreteras. En Rai Pintores vamos a descubrirte las ventajas de este material frente a otros.

Las ventajas del suelo cemento

• Es un material muy resistente gracias a su gran contenido en cemento que permite unir los diferentes materiales de forma compacta
• La central donde se fabrica este tipo de pavimento controla el porcentaje de humedad y de cemento
• Es un tipo de suelo que no genera polvo cuando se aplica sobre la traza
• Gracias a su gran resistencia, el suelocemento permite que se le aplique una capa de asfalto más fina en la superficie
• Es un tipo de pavimento que se adapta a las necesidades de cada obra haciendo que se pueda estabilizar en diferentes terrenos sin, por ello, reducir su resistencia

EN RAI PINTORES TAMBIÉN HABLAMOS DE:
Qué es y cómo funciona el microcemento antideslizante

Este suelo es una mezcla de tierra tamizada, arena común y cemento con una relación de volumen que es de 2:1; la humedad de la tierra cuando se realiza el apisonamiento suele ser del 18%. La combinación estándar del suelo cemento es la siguiente:

• Del 70 al 80% de arena
• Del 20 al 30% de limo
• Del 5 al 10% de arcilla

En el caso de que el suelo sea muy arenoso, es probable que se tenga que añadir más cemento a la mezcla.

Este tipo de suelo se transporta con camiones bañera y se trasladan desde la central de fabricación hasta la obra donde se va a emplear. Para aplicarlo en el terreno se pueden seguir dos métodos de construcción: la mezcla en obra o la mezcla a distancia; la más usada es la primera pues el suelocemento se usa, mayormente, en pequeñas construcciones.